domingo, 18 de enero de 2015

Sensaciones

Ubicación

      
   
                                                                         
                                                          Foto desde mi móvil


Camino por la calle y me encuentro estas hojas de un árbol situadas tal como salen en la imagen, así están esparcidas por el largo de la acera, se ve que el viento las dejó bien ubicadas y no salieron de las lineas divisorias del acerado.  
Observando tan preciso y precioso detalle, no hay arte con el que la naturaleza no pueda.    Con esta frase empiezo a divagar y me pregunto por la naturaleza del ser humano, su obra, su arte y este acerado por el que camino. Parece que todo está en su sitio me digo hacia mis adentros, menos yo. 
Subo cuando estoy bajando y bajo cuando estoy subiendo, menos mal que el viento, sin atenerse a ideas fijas, volvió a revolotear las hojas y se unió a mi pensamiento desvaído y revoltoso.


Con cariño, Lou.

4 comentarios:

Andrei Rublev dijo...

A vueltas con los pensamientos. Vienen y se van... volando. La realidad, la propia naturaleza, tiene algo de fractal, de orden misterioso, matemáticas en lo orgánico. Vida que se piensa.

Dyhego dijo...

La naturaleza siempre nos sorprende, Lourdes. Su caos es bonito (a veces).
Salu2 naturales.

J. R. Infante dijo...

En los pequeños detalles está la esencia de la vida.
La foto preciosa, un instante grabado en el momento preciso.
Se feliz
Un abrazo

L. N.J. dijo...

Hola Andrei, pensar menos y fluir más sería quizás, la mejor forma de vivir.

Gracias

*

Diego, dejémoslo como bien dices en a veces, que muchas veces hay demasiado, ¿no te parece?.

Saludos

*

Hola José, pues todo el acerado estaba igual. Una precisión muy exacta y hermosa.

Un beso para tu corazón. Cuídate.